TEKDERMA

Cicatrices de acné: causas y tratamiento

¿Sabías que más del 95% de las personas que han sufrido acné tienen cicatrices o marcas? Esta es una de las principales secuelas de este problema que afecta a una gran parte de la población, tanto en la pubertad, como en edades más tardías.

En Instituto Dermatológico, cuando hablamos de tratamiento integral del acné, no sólo nos referimos a atacar y frenar el problema del acné activo, sino también a la eliminación de las marcas que el acné produce, en particular las cicatrices de acné en la cara. Existen diferentes tratamientos para atenuar y mejorar las marcas del acné, aunque el tratamiento por excelencia para su eliminación es el láser para las cicatrices de acné.

A continuación, te explicamos qué es el acné, qué tipos de acné hay, cuáles son sus consecuencias y cómo podemos tratarlas para eliminar del rostro las cicatrices que deja.

tratamiento cicatrices acne

QUÉ ES EL ACNÉ

El acné es una enfermedad que produce una inflamación del folículo sebáceo debido a su oclusión por la grasa o células cutáneas muertas. Este trastorno provoca la aparición de granos, puntos negro y comedones en la cara o en otras zonas corporales, tales como la espalda, el pecho o los hombros. Aunque afecta principalmente a adolescentes, cada vez son más los casos que se dan en personas en edad adulta.

TIPOS DE ACNÉ

El acné se puede presentar en diferentes grados de severidad o estadios que, a su vez, producirán diferentes secuelas en las personas que lo padecen:

  • Acné comedogénico, no inflamatorio: es muy habitual en el inicio de la pubertad. Se caracteriza por la aparición de comedones. No suele presentar pústulas o pápulas. Se trata de la forma más leve de acné.
  • Acné inflamatorio superficial leve: este tipo de acné se caracteriza por la aparición de pápulas y pústulas, siendo menor el número de comedones. Este tipo de acné se suele presentar únicamente en el rostro.
  • Acné inflamatorio moderado: se caracteriza por presentar un mayo número de lesiones pustulosas que, además de a la cara, pueden afectar al tronco.
  • Acné inflamatorio grave: además de las pústulas, implica la aparición de nódulos o quistes con una inflamación importante. No suele aparecer en pacientes menores de 13 años.

A mayor gravedad del acné, mayores suelen ser las secuelas que este produce, principalmente en aquellos casos en los que no es tratado adecuadamente por un dermatólogo.

SECUELAS DEL ACNÉ:

A pesar de que no se trata de una patología grave, el acné produce secuelas estéticas que preocupan en gran medida a la gente que las padece, de hecho, es uno de los principales motivos de visita a nuestros dermatólogos.

 

Respecto a las secuelas del acné, podemos diferenciar entre las pigmentaciones y las cicatrices.

Las marcas pigmentadas se suelen ocasionar cuando la inflamación de la lesión desaparece, por lo que también reciben el nombre de marcas de hiperpigmentación postinflamatorias. Nuestro cuerpo produce melanina para proteger a la piel del sol y en aquellas zonas en las que existe una lesión, se acumula una cantidad excesiva de melanina. Este exceso de melanina permanecerá tras la desaparición de la lesión, dejando la zona pigmentada.

Cicatrices de acné. Estas cicatrices pueden ser de distintos tipos en función del motivo de su origen:

  • Hipertróficas: cuando existe una lesión y las diferentes capas de la piel están dañadas, la piel no tiene la capacidad de regenerarse de la forma habitual y produce un tejido compuesto por fibras de colágeno para curar la herida del interior hacia el exterior, favoreciendo el proceso de sanación de la misma y dejando como consecuencia estas marcas tan visibles.
  • Queloides: se trata de un tipo de cicatrices muy frecuente en las quemaduras y se producen como resultado de un crecimiento excesivo del tejido de la piel (una cicatriz hipertrófica que sigue creciendo, propagándose a otras zonas).
  • Atróficas: podríamos decir que se producen por el proceso contrario al de las cicatrices hipertróficas. En este caso, son el resultado de una regeneración incompleta del tejido fibroso y el colágeno en el proceso de cicatrización, que produce como consecuencia una depresión en la piel. Se trata de las marcas más comunes que deja como secuela el acné.

TRATAMIENTO DE LAS MARCAS DE ACNÉ:

Tal como se ha avanzado anteriormente, existen diferentes procedimientos para el tratamiento de las marcas de acné, tales como:

  • láser para las cicatrices de acné
  • peelings químicos
  • dermoabrasión
  • radiofrecuencia fraccionada
  • infiltración de sustancias de relleno en las cicatrices atróficas

Deberá ser un dermatólogo especializado quien determine cuál es el tratamiento idóneo para cada paciente en función de sus necesidades.

 

Cuanto menos severas sean las secuelas producidas por esta patología, más efectivos serán los tratamientos a realizar, debiéndose combinar en algunos casos diferentes tratamientos para obtener mejores resultados. Asimismo, la gravedad de las cicatrices también determinará el número de sesiones necesarias para obtener los resultados deseados. Para obtener resultados satisfactorios y duraderos, nuestro consejo es renunciar a los remedios caseros y acudir a un dermatólogo quien, tras una valoración médica, nos informe sobre el tratamiento adecuado a seguir, así como de los resultados que podemos esperar del mismo.

Láser CO2 para cicatrices de acné

Uno de los tratamientos más utilizados por su efectividad, es el láser CO2. Este tratamiento consiste en la aplicación sobre el rostro de pequeños haces de luz CO2 fraccionados que provocan una renovación del tejido, mejorando consecuentemente el aspecto de la piel.

Este tratamiento se realiza con anestesia tópica para minimizar las molestias durante su aplicación. La duración de la sesión oscila entre los 20-30 minutos y, en algunas ocasiones es necesario repetir el tratamiento para conseguir mejores resultados.

Debe ser un médico colegiado con la especialidad de Dermatología Médico-Quirúrgica quien determine qué tipo de tratamiento se ajusta a las necesidades de cada paciente, maximizando así los resultados que podemos esperar de la aplicación de cada una de estas diferentes técnicas.

En Instituto Dermatológico ponemos a tu disposición un equipo de más de una decena de dermatólogos que valorarán y tratarán tu problema de acné de una forma integral, atendiendo y tratando tanto la patología en sí misma, como las secuelas que esta provoca y que, en muchos casos, producen grandes problemas estéticos en los pacientes que las padecen.

¿Tienes cicatrices de acné y quieres eliminarlas? Contáctanos y pide cita con uno de nuestros dermatólogos.

Sobre el autor

Compartir:
Artículos relacionados

Pide cita con uno de médicos especialistas para evaluar tus necesidades